contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Viernes, 21 de noviembre de 2008

Costa Rica: Derechos ind?genas a salvo, por ahora

Última ley para ratificar TLC intentó afectar derechos indígenas a propiedad intelectual.

Después de más de un año de intenso debate nacional, desde que se aprobó en Costa Rica, mediante referendo, el Tratado de Libre Comercio de América Central y la República Dominicana (TLCAC+RD), fue aprobada la última de las 13 leyes que se necesitaban para ratificarlo.

Se trata de la Ley de Procedimientos de Observancia de los Derechos de Propiedad Intelectual, aprobada por la Asamblea Legislativa el 11 de noviembre en segundo y último debate.

Una modificación a dicha ley hecha a última hora había desatado un debate en la Asamblea Legislativa y provocado la reacción de las organizaciones indígenas.

Dicha modificación permitía a las empresas privadas patentar especies animales y vegetales sin limitaciones, con lo que los conocimientos ancestrales indígenas que devienen en la utilización de plantas medicinales, por ejemplo, podían verse afectados.

Conocido como proyecto “escoba” (porque “barría con todo”, por los diferentes temas que reúne) su trámite fue cuestionado el 11 de setiembre por la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, por haberse omitido consultar a los pueblos indígenas, como lo establece el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), sobre una ley que afectaba sus intereses.

Finalmente, después de idas y venidas entre el oficialismo y la oposición, la ley, ya despojada de ese controvertido artículo, fue aprobada, con lo que el derecho de los pueblos indígenas sobre la biodiversidad de sus territorios quedó a salvo, al menos por ahora, y con la completa aprobación legislativa el TLCAC+RD entrará en vigencia el 1 de enero.

Indígenas se movilizaron

Las poblaciones indígenas del país se encuentran clasificadas en ocho etnias distribuidas en 22 “reservas” o territorios indígenas, en los que habitan 63,000 personas (1.7% de la población total del país), según el último censo nacional, del 2000. Se trata de los pueblos huetares, malekus, chorotegas, bri-bris, cabécares, borucas, guaymíes y teribes, distribuidos principalmente en las áreas fronterizas del norte y el sur del país.

Estos pueblos tienen a la agricultura como principal fuente de empleo. Además, trabajan en servicios domésticos, recolecta de café, plantaciones bananeras y la manufactura artesanal. Aproximadamente la mitad de las reservas tienen únicamente letrinas y más de tres personas por habitación.

Cuando se modificó la ley sobre el régimen de propiedad intelectual incluyendo el artículo que podía afectar los derechos indígenas sobre la biodiversidad de sus territorios, las organizaciones integrantes del Consejo de Awapas y de las mujeres Kekepa, guardianas y protectoras del conocimiento tradicional y ancestral de las comunidades indígenas de Talamanca, en el sureste del país, marcharon hacia la Asamblea Legislativa para presionar a favor de que se realizara la consulta.

“En mi opinión como mujer indígena de Quitirrisí, tienen que tomarnos en cuenta para cualquier tipo de decisión, se tiene que hacer la consulta a nivel de asociaciones de desarrollo porque son el gobierno local de las comunidades. Me parece injusto que no nos tomen en cuenta porque eso es discriminación, cualquier ley que nos afecte se nos tiene que consultar porque nosotros también tenemos derechos”, expresó Sandra Mena Hernández, líder de la Red Nacional de Mujeres Indígenas.

Pero el oficialismo prefirió eliminar el artículo introducido a última hora con el fin de evitar la consulta, porque por su complejidad tomaría tiempo y amenazaría la aprobación del TLCAC+RD a tiempo.

Largo recorrido para aprobar TLC


El plazo para ratificar el TLCAC+RD vencía por segunda vez para Costa Rica el 1 de octubre de este año, lo cual obligó al presidente Óscar Arias a pedir una nueva prórroga a los países firmantes en Washington, luego de asistir a la Asamblea General de las Naciones Unidas. La nueva fecha límite establecida era el próximo 31 de diciembre.

La primera prórroga que pidió el país fue en febrero, cuando solicitó siete meses de tiempo para que la Asamblea Legislativa lograra aprobar las 13 leyes complementarias y sus reglamentos.

La nueva versión del proyecto de ley, ya sin el artículo en cuestión, fue aprobada el 16 de octubre, en primer debate, por mayoría simple (la mitad más uno), es decir, con el voto de 29 de los 57 legisladores.

Por su parte, la oposición, encabezada por el Partido Acción Ciudadana (PAC), no estuvo de acuerdo con el procedimiento seguido para formular la nueva versión, y logró reunir las firmas necesarias para volver a enviar la ley a la Sala Constitucional, el 17 de octubre.

Sin embargo, el 30 de octubre, la Sala Constitucional dictaminó que el procedimiento utilizado por el oficialismo —la eliminación del controvertido artículo—, era legal, con lo que el trámite para la aprobación definitiva del TLCAC+RD siguió su curso hasta su aprobación definitiva, con lo que el derecho de los pueblos indígenas sobre la biodiversidad de sus territorios quedó a salvo, por el momento. —Noticias Aliadas.

Fuente: Noticias Aliadas


Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com