contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Viernes, 14 de noviembre de 2008

La Hoja de Coca

Anatomía de la hoja de coca es el título de un libro producido por el estudioso Barrio Healey. En esta obra se detalla una serie de estudios que hacen reflexionar al lector sobre la sabiduría que existía en el Imperio de los Incas de la hoja sagrada. Se menciona, por ejemplo, ciertas tradiciones que tenían los incas, así como el culto que brindaban a sus muertos.

La búsqueda del secreto químico de la coca ha fascinado a los investigadores durante años. ¿Qué sustancia secreta es la que provee tanta chispa y energía al hombre? Cuando el doctor Albert Niemann, en la Alemania de 1850, descubre un alcaloide que llama cocaína, la ciencia le atribuye las propiedades ocultas y el campo científico concentra sus investigaciones en este alcaloide. Hasta el momento se han encontrado 13 alcaloides más en los estudios de la Universidad de Harvard, mientras que el doctor Evans ha encontrado 18 en sus estudios.

Hoy en día existen pruebas fisiológicas de que un alcaloide aislado puede tener un determinado efecto, pero si lo acompañan sus alcaloides asociados su comportamiento es diferente.

La hoja de coca tiene una gran cantidad de sustancias químicas que están actuando dinámicamente, por lo tanto, un análisis aislado de cada alcaloide no es semejante al efecto de consumirlo en conjunto.

Es conveniente hacer un claro deslinde entre la cocaína y la masticación de las hojas de coca. Para que la cocaína tenga un efecto estupefaciente debe ser ingerida por vía nasal, pulmonar o por inyección intravenosa.

Cuando se mastica la hoja de coca, solo el tubo digestivo tiene la capacidad de convertir el 75% de la cocaína presente en la hoja de coca en ecgonina, que es un producto de degradación del alcaloide y no tiene ningún efecto estimulante.

El hecho de haber encontrado una serie de nutrientes en la hoja de coca que van desde proteínas, hidratos de carbono, grasas, vitaminas y minerales, hacen virar la óptica de lo que en la actualidad representa un problema social.

Se sabe de sus propiedades alimenticias, pues se ha demostrado que el consumo de harina de hoja de coca pulverizada es beneficioso para la salud; por ejemplo, en 100 gramos hay más de 2 gramos de calcio.

Estamos convencidos de su utilidad como nutriente, así como de su utilidad en algunos campos de la medicina, en la actualidad el proyecto Cocactiva busca crear una organización de mercado solidario, donde al cocalero se le pague un precio justo.

El consumidor de esta hoja tendrá la seguridad de que la coca que consume es benéfica para su salud, tiene certificación orgánica, así como su dinero estará destinado a la erradicación de la pobreza y del narcotráfico.

Por Adolfo Guevara

Fuente: Perú21


Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com