contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Domingo, 09 de noviembre de 2008

Bolivia: Con hongos combaten las plagas de la hoja de coca y el caf? en los Yungas

     En el municipio de la Asunta, en los Yungas de La Paz, combaten las plagas de la hoja de coca y el grano del café con los hongos denominados Bauverio Basiana y el Metarrisum, dejando de lado los productos químicos que dañan el medioambiente.
    "Los reproducimos en laboratorio donde controlamos la temperatura, la humedad y los multiplicamos en grandes cantidades para volverlos a su medio natural en los campos", manifestó el especialista de Manejo Integrado de Plagas y responsable de la Unidad Forestal y Medioambiente del municipio de la Asunta, Gregorio Zapata.
    Este laboratorio está especializado en desarrollar biotecnología que consiste en la multiplicación de hongos (micro organismos) denominados Basiana y el Metarrisum para controlar plagas en los campos.
    Aseguró que este laboratorio es el único que funciona con la colaboración de este municipio, existiendo otros pequeños independientes, que tiene la capacidad de producir unas 10.000 bolsas de hongos cada una de 200 gramos.
    Informó que dentro de una de las plagas que afecta a las plantaciones de la hoja de coca están las conocidas como Ulo, el metro y la yaja que son insectos (mariposa- lepilópteros) que mastican la hoja de coca.
    En tanto que el café tiene a la plaga conocida como Broca que es un insecto (coleóptero) que se come el grano de café.
    La producción de café orgánico certificado que se produce en esta población beneficia a 170 familias y genera el desarrollo a través de obras sociales que favorecen directamente a las comunidades productoras.
    Informó que estos hongos en su estado natural tienen diferentes condiciones en contra que les impiden multiplicarse, pero con esta reproducción artificial garantizan sus efectos en un tiempo de 20 días, posándose en el insecto y carcomiéndolo internamente.
    Zapata dijo que la población de esta región inicialmente estuvo susceptible para hacer uso de estos microorganismos biológicos por la costumbre, del agricultor, de utilizar químicos que puede matar la plantación a diferencia de estos hongos que llevan un proceso.
    "En la gente despertó la conciencia y empieza a buscar este producto y no químicos por que cuida la salud de las personas y el medio ambiente", manifestó el profesional.
    Sin embargo, dijo que en partes de esta región continúa utilizando los productos químicos conocidos como Tamarón, Monitol y el Estermin que atentan contra el medio ambiente y la salud de las personas.
    Aseguró que la aplicación de estos productos (químicos) no está permitida en otros países, pero debido a la condición de país subdesarrollado se permite que estos productos se utilicen.
    Ante ello, aseveró que un litro de tamarón, que tiene un valor de 200 bolivianos, abastece para un cato de plantación, sin embargo se tiene los mismos resultados con una bolsa de 200 gramos de hongos que tiene un costo en el mercado de 50 bolivianos.
LA ASUNTA
    La población de la Asunta se encuentra en la región de los Yungas a 218 kilómetros de distancia al norte de la ciudad de La Paz y se puede llegar a este lugar a través de un camino serpenteante que por su nivel de peligrosidad ha sido bautizado con el nombre del "camino de la muerte".
    Los Yungas son valles subtropicales ubicados en las estribaciones de la cordillera de Los Andes en el departamento de La Paz. Yungas significa "tierra cálida", es un tipo de valle de clima semitropical, vegetación exuberante y bello panorama.
    La altura de estos valles oscila entre los 1.500 y los 2.500 metros sobre el nivel del mar. Esta zona recibe abundante lluvia en los meses de verano, entre los meses de diciembre a febrero, y tiene un clima cálido y húmedo, ideal para el cultivo de café, cítricos, caña de azúcar y coca, entre otros.

Fuente: Agencia Boliviana de Información - ABI


Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com