contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Jueves, 26 de junio de 2008

Aumentaron 16 por ciento los cultivos de hoja de coca en pa?ses andinos: UNODC

Colombia, el mayor productor del mundo, dice la oficina de ONU

Los cultivos de hoja de coca aumentaron 16 por ciento en los países andinos, la mayor parte en Colombia, pero la producción de cocaína se mantuvo estable, señaló hoy la Oficina de Naciones Unidas contra el Delito y el Crimen (UNODC).

En su informe anual correspondiente a 2007, la UNODC constató que las superficies agrarias consagradas a la coca en Bolivia, Colombia y Perú alcanzaron en conjunto 181 mil 600 hectáreas en 2007, un aumento de 16 por ciento respecto a 2006.

Significa además, la cifra más alta desde 2001, cuando fue de 211 mil hectáreas en la región, aunque inferior a los valores constatados en la década de 1990.

Pero el mayor incremento fue en Colombia, donde los cultivos aumentaron 27 por ciento, mientras que el aumento fue menor en Bolivia (+5 por ciento) y Perú (+4 por ciento). En ese contexto, Colombia cerró el año pasado con 99 mil hectáreas de coca, de las 78 mil reportadas al cierre de 2006.

“El aumento de los cultivos de coca en Colombia es una sorpresa y un shock. Una sorpresa porque ocurre en un momento en el cual el gobierno colombiano destina muchos medios a erradicarlos; un shock por la amplitud del fenómeno”, declaró el director de la UNODC, Antonio María Costa, quien subrayó no obstante que la mayor parte de las zonas cultivadas con hoja de coca está bajo el control de grupos insurgentes.

El gobierno colombiano asegura que durante 2007 erradicó manualmente más de 66 mil hectáreas de cultivos ilícitos y fumigó con químicos otras 153 mil, en una campaña patrocinada principalmente con recursos del gobierno de Estados Unidos.

Pese al avance de las superficies cultivadas, la producción de cocaína se mantuvo estable en 2007 en Colombia, primer productor mundial, en unas 600 toneladas, indicó el informe anual.

La UNODC subrayó que la producción de coca sólo puede ser limitada con éxito si los agricultores pueden dedicarse a un cultivo alternativo rentable.

Costa citó como ejemplo Perú, donde el aumento de los precios mundiales del café, el aceite de palma y el cacao lleva a una cantidad cada vez mayor de cultivadores a no replantar los campos de coca destruidos.

La coca acaparó 28 mil 900 hectáreas en Bolivia, donde el aumento de 5 por ciento fue calificado por la UNODC de “moderado y controlable”.

Fuente: La Jornada


Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com