contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Jueves, 06 de diciembre de 2007

El refer?ndum de Ch?vez

Curioso dictador que consulta sus medidas dictatoriales y pierde.

Extra?o sistema totalitario en el que no se escuchaba m?s que la voz del caudillo, pero que ahora dicen que no fue ?l qui?n acept? la derrota sino que tuvieron que convencerlo, y que la presidenta del Comit? Electoral, que se supon?a estaba sometida, fue valiente para dar los resultados verdaderos.

Ins?lito pa?s en el que la libertad de prensa hab?a sido avasallada, los canales de televisi?n clausurados, los periodistas perseguidos, y d?nde hubo mucha m?s prensa por el no, que por la posici?n oficialista.

Definitivamente insuperable detalle aquel de que para sacar al presidente de modales cuartelarios, se recurra a otro militar, que por a?adidura fue su ministro, como para que el cuartel permanezca.

Simp?tico caso de un super-reeleccionista que no tuvo ni siquiera los votos para autorizarle a volver a postular, como dice, por ahora.

---

Sin duda, en relaci?n a Venezuela no caben neutralidades.

Y me pregunto si es que la Am?rica de los 2000 ser?a concebible sin Ch?vez. Mejor dicho, si todav?a alguien se acuerda de la Am?rica Latina de los 90, con Menen, Fujimori, Go?i, Salinas, etc., del brazo del presidente de Estados Unidos y aplicando la receta del consenso de Washington.

?Cu?ndo empez? a cambiar este escenario?, ?tuvieron algo que ver algo Lula, Lagos, Tabar?, Toledo, Garc?a?

De hecho sopla un viento de afirmaci?n de soberan?a y de irrupci?n de las clases subalternas en muchos pa?ses. El chavismo tiene que ver con ello, aunque a muchos no les cuadre el Ch?vez hablador, impulsivo y egoc?ntrico.

El tema es si es tan ajeno lo que pasa en Venezuela, respecto a la manera como se polarizan las cosas tambi?n en el Per?, y no por manipulaciones o financiaciones imaginarias, sino porque hay un choque de fondo entre los ganadores y las v?ctimas del modelo.

----

Hay mucho que discutir sobre Venezuela, sobre la profundidad de las reformas, sobre Ch?vez y las instituciones en que se apoya, sobre la participaci?n social. Pero de algo estoy convencido: el n?cleo duro del no, que gan? el refer?ndum, el que apunta al poder y no a cumplir como comparsa, es tan democr?tico como los hacendados de la Media Luna en Bolivia, los partidos del golpe de Pinochet, los que apoyan a Garc?a y antes a Fujimori. En eso no podemos equivocarnos.

Por Ra?l Wiener

Fuente: Blog de Ra?l Wiener

Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com