contra el narcotráfico, despenalización de la hoja de coca

Jueves, 08 de marzo de 2007

?Adi?s a la arom?tica de coca?

Ante el fracaso de la pol?tica de Bush y su Plan Colombia, y la cada vez m?s evidente relaci?n del gobierno colombiano con los paramilitares y el narcotr?fico, el autoritarismo de Uribe, en su desesperaci?n, recurre a medidas qye avergonzar?an a un retrasado mental.

Imagen
Por Claudia Grajales

Bogot?, 02/03/2007. Desde el pasado 16 de febrero, t?, arom?ticas, galletas, dulces y gaseosas derivadas de la hoja de coca est?n desapareciendo de las estanter?as de centros naturistas, supermercados y de la tienda de la esquina. La raz?n: una orden impartida a principios de este a?o por el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos, INVIMA, en la que advierte que estos productos ??elaborados y comercializados en los resguardos ind?genas, NO pueden ser comercializados ni publicitados en el resto del territorio nacional?. Los productores de la Coca Sek, calificaron esta medida de arbitraria y anunciaron acciones penales y civiles contra el estado.

Seg?n la comunicaci?n del INVIMA impartida a las autoridades competentes, como la Secretar?a de Salud P?blica de la ciudad de Cali, la comercializaci?n y publicidad de estos productos por fuera de los territorios ind?genas ?infringe las disposiciones internacionales contempladas en la Convenci?n ?nica sobre estupefacientes de 1961?, en consecuencia, ?en caso de encontrar productos de este tipo fuera de los territorios autorizados, es necesario aplicar las medidas sanitarias del caso e iniciar los procesos sancionatorios correspondientes, de acuerdo a la normatividad vigente?.

En cumplimiento de esta medida ya han sido recogidos productos de coca en diferentes ciudades, siendo la primera Cali, dijo a Actualidad ?tnica David Curtidor, integrante del Proyecto Coca Nasa del Resguardo Ind?gena de Calderas, comunidad que ha liderado desde hace siete a?os la producci?n y comercializaci?n de los derivados de la hoja de coca, cuya producto estrella es la bebida gaseosa Coca Sek.

Curtidor sostuvo que adem?s de las consecuencias econ?micas, el mayor problema es el desprestigio de la marca. ?Estos productos se venden en grandes supermercados y cadenas de tiendas naturistas, por ejemplo en este momento hay productos de coca en Carrefour; entonces, el almac?n al que le recojan estos productos, no los vuelve a vender aunque la medida se eche atr?s. Pues la gente no quiere meterse en problemas por estar, supuestamente, vendiendo algo ilegal?.

Hasta el momento el golpe m?s fuerte ha sido para Coca Sek. En los d?as en que se imparti? la orden del INVIMA, se estaba cerrando una negociaci?n para distribuir esta bebida en el departamento del Valle. Despu?s de esta decisi?n, el contrato fue cancelado, inform? Curtidor.

Seg?n el representante de Coca Nasa, con la medida del INVIMA se perjudica no s?lo ?ste proyecto, sino otras dos empresas que trabajan la hoja de coca, a los pueblos ind?genas y en general a todos los colombianos. En el Proyecto de Coca Nasa, cuyas ventas anuales alcanzan los 300 millones de pesos, 30 personas se quedar?an sin empleo y se afectar?an alrededor 2000 personas, entre las familias que trabajan indirectamente en el proceso y los habitantes del Resguardo de Calderas. Tan s?lo en la regi?n de Tierradentro dos asociaciones de cabildos ind?genas, el Juan Tama y el Nasa Sacha, son distribuidores de los productos de Coca Nasa.

Una medida arbitraria

Curtidor asegur? que el INVIMA decidi? unilateralmente y sin consultar a la autoridad ind?gena correspondiente, pasar por alto las autorizaciones que exist?an para la comercializaci?n de productos de coca en el pa?s. ?Esta medida irregular, violatoria de derechos fundamentales y tratados internacionales, es un acto arbitrario que va en contrav?a con el decidido respaldo que el estado colombiano ha dado a este proyecto desde hace 7 a?os?.

?El estado a trav?s de varias instituciones, como la Presidencia de la Rep?blica, el Programa Plante, en su momento, el INVIMA, la Direcci?n de Estupefacientes y el Ministerio del Medio Ambiente, se unieron para dar una salida a la comercializaci?n de los productos de coca en Colombia. La soluci?n que encontraron fue que las autoridades ind?genas dieran el permiso correspondiente para que se pudieran vender los productos derivados de la coca, as? que operamos con una resoluci?n que el mismo INVIMA reconoci? por escrito?, asegur? Curtidor al referirse a la Resoluci?n 001 del 29/06/2002, publicada en el Diario Oficial 45.029, por la cual la Asociaci?n de Cabildos Juan Tama, aval? el Proyecto Coca Nasa.

?La norma que otorg? la autoridad ind?gena est? vigente, pero el INVIMA desconoce esta norma y el proceder que ellos mismos han tenido en el pasado. Desde el segundo semestre de 2006 ha forzado una serie de reuniones para avalar dicha medida, a pesar que recibi? un concepto del Ministerio del Interior y de Justicia sobre la viabilidad de este proyecto y la legalidad que amparaba la venta de estos productos?.

Esta medida responde aparentemente a una solicitud que la Junta internacional de Estupefacientes hiciera al gobierno colombiano. En una comunicaci?n del 4 de diciembre de 2006 dirigida al Director General del INVIMA, Julio Cesar Aldana, el Director Nacional de Estupefacientes, Carlos Albornoz Guerrero, advierte que este organismo se pronunci? sobre la producci?n de bebidas que emplean hoja de coca, as? como a las obligaciones de Colombia en el cumplimiento de la Convenci?n ?nica de 1961 sobre Estupefacientes.

Seg?n el an?lisis de los conceptos recogidos por la Direcci?n Nacional de Estupefacientes, ??es claro que Colombia est? infringiendo las disposiciones internacionales contempladas en la Convenci?n de 1961 sobre estupefacientes y que as? mismo los actos administrativos emanados por las autoridades ind?genas carecen de extensi?n jur?dica nacional por lo que la Resoluci?n 001 de 2002 sobre la cual se le da autorizaci?n a los territorios ind?genas para la producci?n y comercializaci?n de productos a base de hoja de coca y es utilizada como registro INVIMA, carece de respaldo legal por asumir competencias exclusivas de su Instituci?n?, dice la directiva de Estupefacientes que le solicita al INVIMA ??tome las medidas pertinentes ante los productos que a base de hoja de coca se producen y comercializan actualmente sobre ?l territorio nacional?.

Frente a este tema, David Curtidor fue enf?tico en manifestar que los se?alamientos de esta entidad no pueden estar por encima de la soberan?a nacional. ?Puede que la Junta Internacional de Estupefacientes est? horrorizada, que la DEA est? horrorizada, lo cual no es cierto, pues estos productos se venden libremente en varias naciones suramericanas como Venezuela, Per?, Bolivia, Uruguay y Argentina, por ejemplo, este pa?s no es productor de hoja de coca, por el contrario importa cerca de 2 mil millones de d?lares anuales de hoja, es un mercado muy grande que se ubica especialmente en las provincias del norte. As? que en ning?n momento se est? violando convenci?n alguna?.

Para el Proyecto Coca Nasa esta medida no busca la protecci?n de la salud de los consumidores de los productos derivados de la hoja de coca, ni est? preocupado por el car?cter l?cito o il?cito del negocio, sino que responde a intereses oscuros. ?Precisamente hace 15 d?as cuando empezaron a recoger los productos, el INVIMA nos otorg? el permiso sanitario para el empaque de las arom?ticas en nuestra propia planta en Bogot? y en el Cauca, donde procesamos la hoja y empacamos el jarabe para la Coca Sek, permanentemente nos ha hecho revisiones?.

Seg?n Curtidor el problema es que hay gente, incluso al interior del INVIMA, que no est? contenta con que una comunidad ind?gena tenga el monopolio de un proyecto que parece ser muy prometedor en t?rminos econ?micos. ?Coincidencialmente el a?o pasado le ganamos una demanda a Coca-Cola, quien nos hab?a demandado porque uno de nuestros productos tiene la palabra Coca (la bebida gaseosa Coca Sek) y seg?n ellos nadie puede usar esta palabra. Pensamos que pueda haber una relaci?n, aunque de ninguna manera podemos probarlo, sin embargo no deja de ser una coincidencia muy curiosa. Lo ?nico cierto es que el inter?s del INVIMA no es el inter?s de la defensa de la ley, porque si fuera eso, las cosas no hubieran funcionado perfectamente como hasta el momento ha sucedido, con el apoyo del INVIMA, de la Direcci?n Nacional de Estupefacientes. Es que nosotros no hicimos arreglos y pactos con personas, sino instituciones, con el estado colombiano?, advirti? Curtidor.

Mientras se soluciona este problema, quien desee tomarse una arom?tica, comerse una galleta o beber una Coca Sek, tendr?a que desplazarse a un resguardo ind?gena. En ese orden de ideas, resulta interesante la reflexi?n de Curtidor sobre el uso ancestral de la hoja sagrada: ?La hoja coca, no deja de ser coca, porque se comercialice, porque se cocine o se empaque higi?nicamente; es la misma hoja de coca, es la misma infusi?n, es la misma hoja?.

Fuente: Actualidad ?tnica

Añadir comentario

¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com